¿En qué va el Plan de Reactivación Económica?
19 mayo, 2020
Aprobado el Fondo de Reactivación Económica del Huila
27 mayo, 2020
Mostrar todo

Dosis de emprendimiento para el virus del desempleo: los puntos sobre las íes

Ante un escenario un poco apocalíptico, encontramos: la figura de urgencia manifiesta usada para engrosar las arcas de la corrupción; créditos de difícil acceso y con condiciones financieras que no permiten el desahogo.

Iniciamos un proceso de apertura productiva gradual y progresiva, en el que se debería fortalecer el sector agropecuario-agroindustrial para garantizar la seguridad alimentaria y focalizar los esfuerzos en nuestra principal apuesta -la agroindustria de base tecnológica-. Basados en el desarrollo económico local multidimensional y sostenible, obtendremos nuestros propios productos y no dependeremos de los extranjeros; dinamizando , así, nuestra economía regional.

Ante un escenario un poco apocalíptico, encontramos: la figura de urgencia manifiesta usada para engrosar las arcas de la corrupción; créditos de difícil acceso y con condiciones financieras que no permiten el desahogo. Además, para la banca un riesgo del 10% es terrible ; están contados los días del petróleo como eje económico del país; los empresarios están terminando contratos laborales o no están renovando  las prestaciones de servicios personales; más del 30% de las empresas plantean cerrar o acudir a la ley de insolvencia; germina la propuesta para que los trabajadores, bajo la figura de todos ponen, contribuyan con el 33% de su salario; el desinterés del gobierno por presentar reasignaciones por rubros claves y prioritarios del presupuesto nacional y ajustes al plan de desarrollo; sectores, tan importantes como el turismo , apuesta nacional, totalmente perturbado por su ausencia de ingresos y la pérdida de posicionamiento de Colombia como destino preferido.  Finalmente, todos subidos en bicicletas estáticas pedaleando todo el tiempo sin avances relevantes.

Este panorama, polvoreado con pesimismo, lo acompaña un vertiginoso incremento del índice de desempleo, según el DANE.

Desempleo en alza

Este panorama, polvoreado con pesimismo, lo acompaña un vertiginoso incremento del índice de desempleo, según el DANE. El emprendimiento se convierte en el nuevo oasis de las oportunidades, sólo nos queda beber dosis de él para mitigar la deshidratación económica y atenuar el virus del desempleo.

Para caminar sobre esta vía, como alternativa a la empleabilidad, tomemos el marco conceptual de las estrategias definidas por Felipe Buitrago, viceministro para la creatividad y la economía naranja; denominadas 7i.

Las 7i son las estrategias acreditadas para la economía naranja, con la idea de fomentar y desarrollar los emprendimientos de las industrias creativas y culturales. Este patrimonio intangible, lo apropiaremos bajo el principio de usabilidad, en este caso, en el escenario amplio del emprendimiento. Aplicable al ecosistema del emprendimiento como un todo, su valor transciende el paradigma de la monofonía sectorial.

Embarcados en el emprendimiento, naveguemos en este mar de atrevidas olas, con instrumentos de georreferenciación de precisión milimétrica y realicemos un crucero por los puertos de los sietes ìes.

Están contados los días del petróleo como eje económico del país.

El emprendimiento se convierte en el nuevo oasis de las oportunidades.

I-nformación: Con esta estrategia deberíamos abordar los sectores priorizados desde la óptica del emprendimiento, en un trabajo articulado con universidades y centros de desarrollo tecnológico, para que a través de la investigación generemos conocimiento o soluciones que nutran la apuesta. Así, los emprendedores tomarán decisiones asertivas al momento de despegar con sus iniciativas. Nuestra realidad, al ser tamizada con los lienzos del Plan Regional de competitividad, los sectores de clase mundial y el proyecto del plan de desarrollo departamental, obtiene un escenario de fina alineación y concéntrica focalización de nuestros emprendimientos en agroindustria de base tecnológica, piscicultura, turismo e industrias creativas y culturales. Esto lograría una sinfonía del bienestar acompasada con un talento humano cualificado.

I-nstituciones: Aquí florecen los apoyos, traducidos en recursos financieros o de cualquier otro tipo, para fomentar, desarrollar y fortalecer los emprendimientos y las nacientes empresas. Por este discernimiento, la articulación interinstitucional es tan importante. La coordinación y la cooperación de todas las agencias del ecosistema de emprendimiento tienen un valor incalculable en la promoción y desarrollo de estas aventuras. De esta forma, se facilita el acceso a todos los recursos disponibles en la oferta institucional. Son intérpretes de este sentir, en la órbita nacional, los ministerios de agricultura y desarrollo rural; comercio, industria y turismo; TIC; cultura, ciencia, tecnología e innovación; relaciones exteriores, ambiente y desarrollo sostenible. Además, Finagro, banco Agrario, la banca privada, DPS y las agencias de cooperación internacional.

En el orden regional, como actores estarían las universidades, el SENA, las incubadoras, los centros de desarrollo tecnológicos, los centros de desarrollo empresarial, las oficinas de competitividad local y regional, Infihuila, los emprendedores – empresarios. En síntesis, toda la red de emprendimiento, la comisión regional de competitividad e innovación, la Cámara de Comercio de Neiva, las cooperativas y los gremios asociados a los sectores priorizados.

Resaltamos la labor que viene realizando el novel Centro de Emprendimiento e Innovación – USCO, por su liderazgo y articulación en el territorio. Está estructurado con un grupo multidisciplinario de profesionales, monitores y pasantes para atender, esencialmente, sus emprendedores. En el Centro convergen todos los servicios misionales y, en esta concurrencia su gran logro es posicionar el emprendimiento , en algunas facultades, como modalidad de grado; esto es fundamental para el fomento, sensibilización y dinamización de este vector como preferencia y oportunidad.

La formación formal y la informal deben jugar un papel habilitante para incubar y desarrollar los emprendimientos.

El SENA, es actor protagónico en este ecosistema, los resultados en el departamento del Huila por medio de su fondo de capital semilla, Fondo Emprender, son de gran impacto. Desde la regional Huila se ha logrado el aval y priorización de más de 800 planes de negocios, trayendo para la región $ 64,600 millones de pesos, recursos frescos que han dinamizado la economía y han generado alrededor de 5000 empleos directos nuevos. Es importante destacar que el 72% de los planes de negocios aprobados son del sector agropecuario y de estos el 53% corresponde al subsector café; el 14% corresponden a la industria manufacturera, con una participación del 61% del subsector de transformación de alimentos.  Estos logros demuestran la pertinencia de los emprendimientos respaldados por esta institución.

La Cámara de Comercio de Neiva, gestiona y lidera una serie de proyectos para el fortalecimiento e innovación empresarial y coadyuva en los procesos de propiedad intelectual a nuestros innovadores y empresarios.

Otros actores, son el municipio de Neiva y el departamento del Huila, históricamente tímidos con los recursos financieros y centros de emprendimiento. Además, sin políticas públicas que fomenten, incentiven y apoyen el emprendimiento. La creación de políticas fiscales, apropiadas, motivarían a nuestros innovadores y emprendedores a generar muchas más propuestas. Todo esto vigorizaría nuestros índices de competitividad e innovación.

La polifonía institucional debe subir el tono y escucharse una sola voz. Debemos desarrollar proyectos administrados por la inteligencia colectiva y puestos en escena en forma sincrónica por el coro regional.

I-nfraestructura: La institucionalidad pública y privada deben invertir o gestionar recursos en investigación, desarrollo tecnológico, innovación, emprendimiento, fortalecimiento empresarial y educación con pertinencia social. Construyendo una plataforma de laboratorios, centros de desarrollo tecnológicos, parques para industrias creativas y culturales, centros de desarrollo empresarial, conectividad e internet para todos e instituciones educativas fortalecidas tecnológicamente. De esta forma crearíamos una sociedad de aprendizaje, como lo indica Joseph Stiglitz, presentada como primer eslabón en los ecosistemas de la innovación y del emprendimiento; permitiendo fusionar las lógicas de la universidad, la empresa, el estado y la sociedad.

I-ndustria: En este punto debemos resaltar la importancia de la formación, la asesoría, la consultoría, la asistencia técnica, la mentoría, el acompañamiento como estrategia permanente y de largo aliento. Estos procesos deben estar presentes en una línea de tiempo entre 3 y 4 años para crear cultura del emprendimiento, tener impactos relevantes, desarrollar propiedad intelectual y presentar en sociedad empresas sostenibles en el tiempo, escalables y generadoras de riqueza y oportunidades.

I-ntegración: Después de fortalecer y desarrollar las ìes de la i-nclusiòn, la i-ndustria, la  i-nfraestructura y las i-nstituciones, pasaríamos a realizar procesos de internacionalización, desarrollo de mercados y construcción de redes entre los diferentes actores del sector asociado al emprendimiento. Los motores propulsores de estas acciones dinamizadoras estarían liderados por las oficinas de competitivad y por la Cámara de Comercio; con el propósito de visualizar, fomentar y generar oportunidades para nuestros emprendedores convertidos en noveles empresarios.

I-nclusión: La cualificación y calificación del capital humano es esencial para realizar emprendimientos sostenibles en el tiempo. La formación formal y la informal deben jugar un papel habilitante para incubar y desarrollar los emprendimientos. Las universidades y el SENA juegan papeles muy importantes no solo desde el ámbito de la formación titulada sino también desde la dimensión de la proyección social; es fundamentales para este proceso la transferencia de conocimientos técnicos y empresariales. Los aprendizajes en metodologías de la investigación, modelos de negocios, planes de negocios, metodologías ágiles, ciencias de datos, propiedad intelectual, procesos de creatividad e innovación, finanzas, marketting digital, nuevas tecnologías, marcos legales y fiscales se convierten en píldoras de conocimiento, necesarias para un nutrido emprendedor y un inmune empresario del siglo XXI. El desarrollo de estas actividades debe basarse, especialmente, en principios solidarios.

I-inspiración:  Basados en la creación innovadora, blindada por la propiedad intelectual, la evolución de una cultura y mentalidad emprendedora, donde los riesgos se gestionen y los fracasos se miren como aprendizajes y no se estigmaticen. Las oportunidades en un mundo de terrenos áridos para el emprendimiento, se enriquecerán con la irrigación del capital de riesgo, el capital semilla y los ángeles inversionistas. Fertilizando el valle del alto Magdalena, de la mano amiga de nuestros empresarios exitosos, convertidos en mentores de estos procesos, tonificando con buenas prácticas las nuevas generaciones de empresarios.

La maravillosa oportunidad que tenemos dentro del marco de la economía naranja, integrada por las artes y el patrimonio cultural material e inmaterial, las industrias culturales, y las creaciones funcionales, debemos aprovecharla con nuestros productos de denominación de origen, las artesanías, el ecoturismo, las industrias creativas y culturales y la cocina típica; momento ideal para exprimirla.

La dosis de la vacuna del emprendimiento, aplicada en el cuerpo del desempleo son validadas por la ecuación fundamental del plan de desarrollo nacional: “Legalidad + Emprendimiento = Equidad”. Adicionalmente, en el proyecto del plan de desarrollo departamental “¡Huila Crece!”,  se hace énfasis en los sectores de agricultura y desarrollo rural, comercio, industria y turismo, ciencia-tecnología-innovación y trabajo. Con los puntos sobre las ìes y el firmamento despejado, generaremos ingresos, bienestar y oportunidades. ¡Adelante emprendedores!

Más información:
Diario del Huila.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *